miércoles, 13 de noviembre de 2013

14 N, Día internacional de la Diabetes.

La diabetes es uno de los mayores desafíos del siglo XXI. Actualmente hay 371 millones de personas con diabetes y otros 280 millones corren riesgo de desarrollarla. Las previsiones para el 2030 no son nada buenas, pues se espera que haya 500 millones de personas viviendo con diabetes.


Aclaremos algunos conceptos:
  Qué es la diabetes, es una alteración del funcionamiento normal del organismo en la que, el páncreas es incapaz de producir insulina, o aunque la produzca, ésta no realiza la función que debería. 
Debido a esto, la glucosa (el azúcar) se va acumulando poco a poco en la sangre sin penetrar en las células. Si esta situación persiste, aparecen una serie de complicaciones en diferentes órganos, es por esto que cuando una persona sufre diabetes necesita un tratamiento que le ayude a bajar la glucosa, ya sean pastillas o insulina. Su cuerpo no produce la suficiente para mantenerse saludable. 

 Qué es la insulina, es una hormona que se produce en el páncreas, su función es la de facilitar el paso de la glucosa sanguínea al interior de las células del organismo. Así se puede utilizar esta glucosa como fuente de energía. Cuando no existe suficiente insulina, la glucosa se va acumulando en la sangre.

 Qué es la glucosa, la principal fuente de energía para el organismo. Se obtiene fundamentalmente de la alimentación y se almacena principalmente en el hígado, el cual tiene un papel esencial en el mantenimiento de los niveles de glucosa en sangre. Para que estos niveles se mantengan equilibrados,  se necesita la ayuda de la insulina, pero cuando ésta es insuficiente, la glucosa se acumula en la sangre. Aquí es donde debemos actuar. Cuanto antes cortemos con esta situación, mejor.

Existen varios tipos de diabetes, las más comunes son la de tipo 1 y la de tipo 2, La de tipo 1, también llamada infantil, se diagnostica con mayor frecuencia en jóvenes, en este caso el  páncreas produce una cantidad muy pequeña o nula de insulina. El tratamiento consiste en administrar al paciente las dosis necesarias de insulina. La diabetes tipo 2, también llamada de adultos, suele aparecer en personas mayores de 35 años, aunque puede aparecer también en niños y adolescentes debido a los cambios de hábitos de la sociedad y al progresivo aumento de la obesidad. En este caso, el páncreas produce cantidades de insulina que no son suficientes para controlar los niveles de glucosa. Esto es lo que los médicos llaman “insulinorresistencia”. El tratamiento inicial busca mejorar la función de la insulina, lo cual a menudo puede conseguirse con un poco de ejercicio físico y una dieta adecuada. Cuando esto no es suficiente, se utilizan hipoglucemiantes orales, unos medicamentos con capacidad para reducir los niveles de azúcar en la sangre.

Existen otros tipos como diabetes MODY (Maturity Onset Diabetes in the Young),  diabetes Relacionada con Fibrosis Quística (DRFQ), diabetes secundaria a medicamentos y diabetes gestacional 

La diabetes y sus complicaciones son en gran parte prevenibles siempre y cuando la información, educación y conocimientos acerca de la diabetes sean asequibles y estén disponibles. Es una preocupación de todos y todos tenemos un papel que cumplir para ayudar a detener esta marea y proteger nuestro futuro.

La diabetes es una enfermedad crónica, las personas que la padecen tienen que aprender a convivir con ella y adaptar sus costumbres para evitar complicaciones, pero llevando un control exhaustivo, se puede disfrutar de una vida completamente normal. Alimentación sana, ejercicio físico y tratamiento deben ser los escuderos inseparables del diabético. 

La medicina tradicional china, considera la persona, como una unidad indivisible, en la que todos los órganos y sistemas están comunicados e interrelacionados entre sí, tanto física como energéticamente a través de los meridianos de sus órganos. La enfermedad aparece cuando se produce un bloqueo parcial o total de uno o varios de estos meridianos. 

La acupuntura trata por tanto de desbloquear el paso de la energía que impide el normal funcionamiento de los órganos, para de esta manera lograr el equilibrio y el propio cuerpo logre su correcto funcionamiento.    

Os invito a leer un artículo muy completo e interesante de la revista Discovery DSalud 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Están preparadas tus defensas para el invierno?

La vuelta al cole, al trabajo, al gimnasio, en definitiva a la rutina después del verano, conlleva un esfuerzo importante para nuestro org...